Los mejores deportes para combatir la celulitis.

Los mejores deportes para combatir la celulitis.
Tu Opinión Tu Opinión
Puntuación: 3/5 de 1 votos

Los mejores deportes para combatir la celulitis.

¿Problemas con la celulitis? Aquí te indicamos cuales son los deportes más adecuados para combatirla.

Como todos sabemos, practicar una actividad deportiva es muy útil, ya que activa la circulación y evita que se formen retenciones de líquidos, pero, ¿Cuáles son los deportes más adecuas para combatir la celulitis?

No todos los deportes tienen el mismo efecto sobre la celulitis. Algunos consiguen resultados sensiblemente mejores en la lucha contra el hinchazón y la piel de naranja, pero el practicar deporte solo no basta, ¿Por qué?

Para comprender la respuesta primero de todo tener que conocer que es realmente la celulitis. El fenómeno “celulitis” está unido a los problemas de circulación y metabólicos de los componentes grasos de la comida. Todo esto, en la gran mayoría de los casos, es debido a un estilo de vida sedentario, a la poca práctica de alguna actividad deportiva y a los malos vicios alimentarios.

Los deportes más aconsejables son aquellos que favorecen el consumo de grasa estimulando a la vez el sistema circulatorio. Algunos ejemplos:

Running: Si preguntamos al mejor preparador atlético cuál es la actividad deportiva más aconsejable para quien quiere perder algunos kilos de más, probablemente nos indicará la carrera, ya que es adecuada también para tratar la celulitis activando la circulación sanguínea. Puedes usar una cinta de correr para entrenarte sin salir de casa y a su vez mejorar la celulitis.

Pilates: El Pilates consigue tonificar y alinear el cuerpo, proporciona un equilibrio interior y combate la celulitis gracias a lo que podríamos denominar un conjunto de gimnasia, yoga y danza.

Pedalear: A cualquier nivel deportivo, pedalear, en bicicleta de calle, bicicleta elíptica, estática o incluso bicicleta spinning, representa una de las actividades físicas más practicadas. Se puede ir en bicicleta por puro placer o bien con la meta de practicar ejercicio físico con objetivos específicos. Se consigue tonificar y activar la circulación sanguínea.

Estos deportes hacen que los músculos se contraigan y alarguen rítmicamente para ejercer una resistencia constante reproduciendo una tensión siempre igual.

Practicando estos deportes en la línea aeróbica el físico no quema solo los azucares, sino también las grasas mejorando la circulación y también la oxigenación de los tejidos musculares.